Slider[Style1]

LO MÁS LEÍDO DE LA SEMANA

+

+
+DISTOPÍAS

Distopías

+
+BRAND NEW SPAIN: ENTREVISTAS
+CIBERCRÓNICAS
+ISLAMOFOBIA

Islamofobia

+EXILIADOS
+MINORÍAS

Minorías

+XENOFOBIA

Xenofobia

+TOP 10
+CULTURAS

Culturas

+OPINIÓN
+ACTIVISMO

Activismo

+MIGRACIONES Y FRONTERAS

Migración y fronteras

+LA CAVERNA

La caverna

El galerista sueco Henrik Rönnquist ha creado una franquicia escandinava de los Patriotas europeos contra la islamización de Occidente, un movimiento alemán popularmente conocido como "Pegida". Rönnquist se convirtió en un objetivo de los islamistas cuando incorporó a la nómina de artistas de su galería de Malmöe a Lars Vilks, autor en 2007 de cuatro dibujos a lápiz en los que se presentaba al profeta Mahoma con la apariencia de un perro. La primera manifestación de Pegida fuera de Alemania se celebrará el próximo día 19 en Copenhague.




Barcelona | Ferran Barber | Diásporas / Público
La publicación de los dibujos que Vilks dedicó al profeta -los llamados "perros de rotonda"- desencadenó hace siete años una avalancha de condenas de organizaciones y gobiernos musulmanes. Tanto él como su galerista viven actualmente ocultos y bajo protección policial. Rönnquist cerró su galería de Malmöe recientemente y permanece escondido en diferentes lugares de la campiña sueca.

Lo que se propone ahora es “responder a esos ataques” importando a Escandinavia el movimiento islamófobo y racista con mayor influencia en Alemania. Pegida nació en Dresden con la finalidad de defender la herencia “judeo-cristiana” del continente europeo y ha conseguido reunir en poco tiempo a varios miles de alemanes. 


Tal es el ascendiente que este grupo está adquiriendo, que la propia Angela Merkel dedicó parte de su discurso de Año Nuevo a pedir a la ciudadanía que se mantuviera alejada de “los prejuicios, la frialdad y los odios” de los mentores de Pegida. Lo que le inquieta a Merkel y a otros líderes destacados de la cultura y la política germana es la celeridad con la que este grupo está captando simpatías entre amplios sectores de la población de su país.

Al igual que sus colegas germanos, Rönnquist niega que Pegida se haya creado bajo la enseña de la homófobia o el racismo y asegura que lo que en verdad se encuentra en juego son las libertades de los europeos. De momento, ya ha creado las bases para la creación de una 'filial' en Suecia, el Reino Unido y Dinamarca. Siguiendo el modelo alemán, el próximo día 19 se celebrará la primera de las convocatorias de este movimiento en Copenhague, lo que a su vez ha movilizado a antifascistas y a miembros de otros grupos civiles para la defensa de la democracia.



Según ha indicado Rönnquist a Diásporas, “lo que ha pasado en Francia es un terrible crimen del odio que prueba que los musulmanes están tratando de borrar y silenciar a los europeos. No tenemos en frente a una religión, sino a una ideología política. Tal y como dijo la gente a propósito del 9/11, nunca olvidaremos, ni permitiremos que nos hagan renunciar a nuestras ideas y valores”.

El galerista de Malmöe afirma que en ningún caso se oponen “a la presencia de extranjeros en Suecia. Lo que no deseamos es la islamización del país”.

© Diásporas / Público 2015

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios :

Publica un comentario

Danos tu opinión.


Subir